Comer despacio es bueno para tu salud, de seguro has escuchado que no hacerlo causa reflujo gástrico, indigestión, engorda, y sobre todo que no nos deja absorber como es debido todos los nutrientes; es por esa razón que te contaremos cuáles son los beneficios o por qué es importante comer despacio.

Consumes menos calorías

Cuando comes más despacio estás consumiendo menos calorías, esto se debe a que el estómago se toma aproximadamente unos 20 minutos para establecer qué ya está lleno y así enviar las señales químicas al cerebro, es por eso que es importante masticar bien y comer trozos más pequeños así equilibramos mejor nuestro peso.

Eliminamos grasas y toxinas

Ayuda además a que mejoremos la digestión, a que nuestro cuerpo se regule, que depure mejor las grasas y las toxinas que están dentro de nuestro cuerpo, y así evitamos problemas de estreñimiento y la retención de líquidos.

Regula tu nivel de glucosa

Si masticas adecuadamente y comes más despacio regulas tu nivel de glucosa en nuestro organismo.

Evitas que tu cuerpo se llene de gases

El hipo o los gases se presentan más a menudo dependiendo de la rapidez con la que consumas los alimentos, esto es porque con ellos llegan al organismo una mayor cantidad de aire, y cuando comes rápido puede dar lugar a un tipo específico de indigestión llamado reflujo gastroesofágico.

Regula nuestro peso

Cuando masticas bien los alimentos, se regula nuestro peso, nos sentimos más saciados y evitamos picar entre horas, este es un muy buen hábito para controlar tu ansiedad al comer, de esta manera puedes lograr perder peso.

Ayuda a tus dientes

Masticar despacio cuida de tu salud dental, pues cuando lo haces al salivar mejor, previenes la acumulación de placa y evitas las caries.

Te ayuda a relajarte

Comer despacio nos hace disfrutar más no solo de la comida, sino del momento, nos lleva a un estado de calma y mejora nuestro ánimo.

La próxima vez que vayas a comer ten en cuenta todos estos beneficios que te brinda el comer despacio, cuando masticas no solo ejercitas todos los músculos de la cara, también evita las arrugas y llenas tu cuerpo de defensas y fuerzas.